Comparte esta noticia

El robo de bicicletas se ha disparado en Europa, así lo afirma el portal wiquot.com que predice un promedio de 100 robos al día en las principales ciudades.  Un incremento de robos que se encuentra directamente relacionado con el aumento en el uso de este medio de transporte, comienzo de la época estival e incremento en la compra de bicis de alta gama con precio elevado.

Precisamente por ello, el pico de robos de bicicletas se sitúa principalmente en primavera, continuando en verano y otoño, aunque también son frecuentes los robos en aparcamientos de bicicletas, garajes, trasteros e incluso balcones.

¿Cómo evitar que te roben la bicicleta?

La principal preocupación de los usuarios cuando estacionan su bicicleta es cómo candarla bien para evitar ser víctimas de un robo. Es por ello que conviene establecer una serie de buenas prácticas a la hora de aparcar la bicicleta evitando así poner las cosas fáciles a los amigos de lo ajeno.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta será elegir un lugar visible, con afluencia de transeúntes, procurando que la zona de aparcamiento esté firmemente anclada al suelo. Al respecto, conviene señalar que un árbol o una señal de tráfico no son zonas seguras debido a su facilidad para fracturarlas.

A la hora de proceder al candado debemos tener en cuenta los siguientes elementos: ruedas, candado y sillín. De este modo, procederemos a enlazar rueda con cuadro, bien en la zona delantera como trasera. Lo ideal en estos casos sería disponer de dos sistemas antirrobo, de forma que ambas ruedas queden aseguradas tal y como se muestra en la imagen a continuación.

El candado deberá situarse en el punto más alto posible ya que su contacto con el suelo facilitará la rotura del bombín por impacto directo.

No debemos olvidarnos de retirar los elementos móviles o fácilmente extraíbles como linternas o bombines. Incluso el sillín si la longitud del candado impide su anclaje.

Por último conviene tener en cuenta los siguientes consejos para proteger tu bicicleta desde el momento de la compra:

  1. Guardar el recibo de compra.
  2. Conservar una imagen reciente de la bicicleta que se pueda adjuntar al atestado policial en caso de robo.
  3. Registrar el número de serie en  Biciregistro que es un sistema nacional de registro de bicicletas, con el que poder no solo reclamar, sino encontrar tu bicicleta cuando te la han robado.
  4. Comprar candados de seguridad.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *