Cuatro policías nacionales salvan la vida in extremis de un bebé y su madre

1
99

Cuatro policías nacionales destinados en el GAC (radiopatrulas) del Ejido, han conseguido salvar la vida in extremis de un bebé de tres meses y su madre, tras un intenso escape de gas en su vivienda. 

Fuente Diario Almería (M.M.)

Los hechos ocurrieron el pasado 15 de enero cuando los agentes, tras un aviso a la Sala del 091, se dirigieron con carácter urgencia a la calle Muñoz Seca 12. Allí, en el 2ºB, donde  una familia precisaba auxilio inmediato. d

Al llegar al lugar, los agentes se encuentran en las escaleras a Lahoucine O., quien, en alto estado de aturdimiento, indica a los policías que su mujer e hija se encuentran en el interior de la vivienda sin poder salir. 

Sin tiempo que perder, los actuantes acceden al domicilio desde el que se desprende un fuerte olor a gas, siendo el ambiente irrespirable debido a la fuerte condensación de monóxido de carbono.

Lugar de los hechos / El Ejido

No había tiempo que perder. El riesgo para las vidas del bebé y su madre era inminente y real. Mientras unos agentes eliminaban el foco del escape de gas (tres bombonas de butano) y  aireaban toda la casa, los otros policías acudieron a auxiliar a las personas que allí se encontraban.

En una de las estancias, localizaron a una mujer visiblemente desorientada, incapaz de atender a las indicaciones de los agentes y totalmente inmóvil tendida en la cama, junto a su bebé de tres meses.

El bebé no presentaba signos de vida aparente, despertando todas las alarmas entre los policías. No obstante, consiguieron estimularlo hasta que el bebé recobró la conciencia y comenzó al llorar.  Sus constantes vitales seguían activas. Lo siguiente sería resguardarlo en un  lugar seguro.

Su madre, Hanane A.A., de 26 años de edad,  presentaba un cuadro severo de vómitos y mareos. 

Una ambulancia de la EPES dio traslado a ambos al Hospital de Poniente, donde fueron atendidos e ingresados en observación.

Desalojo

A la llegada de los bomberos del Consorcio del Poniente, comunican  que su dosímetro  les indica que la concentración de monóxido de carbono está muy por encima de lo aconsejable, existiendo grave riesgo de explosión.

Por tales motivos, los agentes proceden al desalojo íntegro del edificio y salvaguardar así  la integridad física de los vecinos.

Tras las comprobaciones oportunas, el equipo de bomberos desplazado a la zona informa que el incidente se debió a una mala combustión  de la hornilla y el calentador situado en la cocina. Según informan, la  instalación de gas presentaba serias deficiencias y al parecer no había pasado la revisiones pertinentes.

Tras unas horas prudenciales, el monóxido de carbono disminuyó y los vecinos pudieron regresar a sus casas.

Nota de agradecimiento

En una emotiva nota dirigida al jefe de la Comisaría del Ejido, Lahoucine quiso agradecer que la Policía Nacional  hayan salvado la vida de su familia y destacar la actuación de los actuantes.

Nota de agradecimiento de Lahoucine/Policía H50

Se da así por finalizado otro servicio de carácter humanitario de la Policía Nacional que se traduce en nuevas vidas salvadas. ¡Gran labor!

Periódico digital Policía H50

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here