Diez años de cárcel por abusar de su bebé y grabar un vídeo porno con ella

0
61

El vídeo lo grabó la madre en su piso mientras realizaba tocamientos a la bebé y lo emitía al padre para que éste, en su casa, satisficiera sus deseos sexuales.

Los padres de la bebé fueron detenidos en agosto de 2017 en Valladolid por abusar de su bebé, de tres meses, y utilizarla para grabar un vídeo pornográfico. Ambos han ratificado el acuerdo que les llevará a permanecer en prisión por espacio de 10 años cada uno, frente a los 14 que inicialmente solicitaba para ellos el Ministerio Fiscal.

Después de un cruce de denuncias, ambos progenitores han pactado una condena de diez años y un día de cárcel por un delito de abusos sexuales sobre la menor en concurso medial con otro de utilización de la menor para la elaboración de material pornográfico.

Asumen además una orden de alejamiento de 13 años con imposibilidad de comunicación con ella, inhabilitación por espacio de 15 años para el ejercicio de profesión u oficio que implique el contacto con menores, la pérdida de la patria potestad de la pequeña y cinco años de libertad vigilada y la participación en programas de educación sexual, así como, en concepto de responsabilidad civil, el pago, de forma conjunta y solidaria, de 20.000 euros en favor de la víctima por daños morales.

Los antecedentes del caso

E 7 de agosto, el padre de la menor, cocinero de profesión, acudió a la Comisaría de Las Delicias para interponer una denuncia contra su esposa. Allí mismo mostró a los agentes como prueba de lo manifestado un vídeo de contenido sexual en el que salían su mujer realizando tocamientos a su hija. Los agentes le requirieron inmediatamente el contenido y a los pocos días después se procedió a la detención de la madre, que acusó a su expareja no solo de haberla obligado a grabar ese vídeo con su hija de apenas unos meses sino también de hacerlo por miedo a que la maltratase. Acto seguido, él también fue detenido.

En el examen médico de la bebé no se detectaron signos de agresiones sexuales, pero sí una intoxicación por cocaína. Una vez examinado el vídeo, el juez ordenó su ingreso en prisión hasta la fecha, ahora les sientan en el banquillo reconociéndose culpables.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here